martes, 3 de agosto de 2010

Kazimierz Karabasz: "Los Músicos" (1960)

Kazimierz Karabasz, nombre poco conocido en España, es un director de cine documental polaco. Nació en 1930 en Bydgoszcz y está considerado un clásico del documental polaco de la posguerra. Durante la mayor parte de su vida ha impartido clases en la Escuela de Cine de Lodz. Y, de momento, ahí sigue.

Tal es su influencia, que su estilo dio lugar a la llamada "escuela Karabasz", que es (copio de aquí) "una doctrina estética informal que alcanzó su apogeo en los años sesenta, acentuaba el modesto papel del realizador. Según ella, el autor de películas documentales debe prescindir de toda escenografía, ha de reducir al mínimo su propia ingerencia en la realidad, sus protagonistas deben ser, en la medida de lo posible, gente corriente, que no destaca por lo más mínimo. Tan sólo la sensible mirada del documentalista y la estructura de la película misma han de convertirlos en unos personajes inhabituales que vale la pena conocer."

Uno de sus alumnos más famosos fue Krzysztof Kieslowski, con quien colaboró durante la formación de este último y aun después. De hecho, Karabasz era uno de los personajes más admirados por Kieslowski y uno de los que más influyó en su manera de hacer y entender el cine. Kieslowski incluyó "Los Músicos" ("Muzykanci"), el cortometraje documental que os propongo hoy, en su lista de las diez mejores películas del mundo.

"Los Músicos" nos acerca a una banda de música de aficionados. Una vez que acaba su turno de trabajo, los trabajadores del tranvía se dirigen con sus instrumentos al ensayo. Se trata de un corto de una sencillez absoluta, que te mete de lleno en un momento de la vida de estos hombres. Karabasz nos demuestra que no hacen falta grandes artificios para contar una historia. Con una gran sensibilidad y utilizando de una forma estupenda los encuadres y el montaje, se gana plenamente al espectador. Este trabajo ganó varios premios en el momento de su estreno.

Y sin más, aquí os dejo este corto. Espero que os ayude a llevar mejor los calores veraniegos.

5 comentarios:

  1. Hola!!! acabo de descubrir tu blog en el concurso este de los premios 20blogs y nadaa, que muchisima suerte!!! :D

    y bueno ya que estamos te permito que te pases por mi blog que participa en humor..... y si lo consideras conveniente pues tambien te permito que me votes!! xDDD

    un saludo!! ;)
    sorcios.com

    ResponderEliminar
  2. De Karabasz deberían aprender muchos documentalistas actuales. Me refiero a los que se han apuntado a la moda de "el documentalista es la estrella". Estoy de acuerdo con Karabasz en que el documentalista debe dejar que las cosas se cuenten solas.

    ResponderEliminar
  3. Estoy de acuerdo con Karabasz: Cuando se hace un documental, es mejor dejar que las cosas se cuenten solas. Todo lo contrario de lo que ahora está de moda: el documentalista estrella.

    ResponderEliminar
  4. Creo que con Karabasz queda demostrado que lo importante es saber mirar.
    Que la vida cotidiana -muchas veces aparentemente anodina- encierra multitud de historias que merecen la pena ser descubiertas.
    Estupendo el corto, estupendo Karabasz.

    ResponderEliminar
  5. Ahhh, los encuadres, el montaje, ¡y la luz! , Gourmet, ¡la luz y la ausencia de ella!

    Qué forma de fotografiar con ese blanco y negro tan "europeo" que parece residir todavía en algunas películas cortas como ésta: lo que dice del documental, supongo que estará escrito en las paredes de las escuelas de cinematografía, aunque como indica la Guionista... hoy ves un documental y te hartas de ver la jeta parlante del presentador, cuando no de escuchar opiniones en off....

    Saludos.

    ResponderEliminar